www.honoriofeito.com
    

CULTURA

Un individuo de la tribu wyandotte, con apellido irlandés, que es concejal del distrito XIII de la ciudad de Los Ángeles (fundada el 4 de septiembre de 1781 por el gobernador español Felipe de Neve, con el nombre de El Pueblo de Nuestra Señora la Reina de los Ángeles del Río de Porciúncula), encabeza una nueva campaña contra la Historia de España, y contra la Historia de su país, Estados Unidos, al convertir el Columbus Day, o día de Colón, que se viene celebrando desde 1937 el segundo domingo de octubre de cada año, por el Indígenous People’s Day, o día de los pueblos indígenas. El motivo de este cambio, que va tomando cuerpo en distintas localidades norteamericanas, es culpar a Colón, que nunca pisó el territorio norteamericano, de las masacres cometidas por los españoles contra los nativos de América, tanto en Estados Unidos como en el resto del continente. El personaje, llamado Mitch O’Farrell, es el concejal que se ocupa de resolver los problemas de los nativos en su ciudad y mantiene una página web con puntual información del trato dado por los españoles a los indios o nativos americanos.
¿Es lícito a los católicos el pertenecer a la asociación titulada La Cruz Roja? Con esta pregunta, comenzaba el primero de una serie de artículos que el periódico El Consultor de los Párrocos, publicó en el último trimestre del año 1873, acerca de la Cruz Roja cuya delegación española se había creado apenas diez años antes. Estos artículos, que el citado periódico dedicó a la Asamblea española de la que entonces se llamó La Internacional, no cayeron en saco roto, como tampoco las preguntas que los encabezaban, ni las acusaciones de que fue objeto la Asamblea española de la Cruz Roja. Los ensayos sacudieron a la prensa y a la Opinión Pública, y fueron un incómodo reproche a una institución cuya llegada fue, aparentemente, bien acogida por la sociedad. Para tratar de contrarrestar estos ataques, la Asamblea española decidió designar a uno de sus socios fundadores, erudito y católico, Antonio Balbín de Unquera, para ocuparse de la defensa, lo que hizo a través de un trabajo titulado, precisamente, En defensa de la Cruz Roja, que representa ya un clásico y que es un compendio de erudición por parte de su autor.
Sólo desde la ignorancia, o desde el resentimiento, se puede manifestar el rechazo a una fecha que es de obligada referencia para españoles, americanos y ciudadanos del resto del mundo: el 12 de octubre. Pero hoy en España nos invade la ignorancia y el resentimiento y mientras la una y el otro campan a sus anchas, los españoles asumen resignados los efectos que ambos producen en nuestro ánimo y en nuestra manera de comportarnos. No se puede entender que, ante la celebración de una fecha que marca un punto de inflexión en la Historia Universal, algunos de los mandarines autonómicos tengan asuntos oficiales que cumplir en otros países y justifiquen con ello el hecho de no compartir los actos oficiales que se celebran en nuestro suelo
0,125