www.honoriofeito.com
    

Artículo de Ricardo Alba

Hoy día del Corpus Christi, tras acompañar al Santísimo por las calles de Toledo, en mi calidad de Hermano Mayor de la Hermandad de Ntra. Sra. Santa María del Alcázar, he podido comprobar el fervor religioso que se manifestaba, donde miles de personas que abarrotaban la ciudad, rezaban y cantaban juntos escuchándose por los altavoces instalados en el recorrido procesional pidiendo a Nuestro Señor por España, y el fervor patriótico, expresado una vez concluida la procesión, en los aplausos y vítores a España que estallaban al paso del desfile de las FFAA que habían cubierto carrera por todo el itinerario.
El emblemático cuadro de Francisco de Goya, sobre los fusilamientos del 2 de mayo de 1808
El emblemático cuadro de Francisco de Goya, sobre los fusilamientos del 2 de mayo de 1808
El sugerente título de esta publicación, a la que dedico muy poco tiempo, cosa que espero resolver en breve, me inspira ante una fecha como la del dos de mayo, un pequeño homenaje a los españoles que murieron aquel día del año 1808, en que el honor y el orgullo español se enfrentaron al mejor ejército del mundo, que mandaba Napoleón Bonaparte. Hechos heroicos, que tuvieron por escenario los rincones de las estrechas calles del centro de Madrid, en la que los lugareños se enfrentaron a los soldados imperiales en franca desventaja, con utensilios domésticos, pero a los que igualaron o superaron en afán y en entrega.
Portada del Diccionario de Historia de España de Honorio Feito
Portada del Diccionario de Historia de España de Honorio Feito

LECTURAS PARA PROTEGER LA MEMORIA HISTÓRICA

La desfachatez con que han intentado imponer la ley de Memoria Histórica, que en plan de chunga, muchos titulan histérica, con la consabida maldad que adorna las acciones de los torpes, ha hecho brotar, en contraposición, sacudiendo las conciencias de los españoles que no están dispuestos a tragarse el marrón, una colección de trabajos, en forma de libros, artículos y ensayos, nada desdeñable para la Historia, que contrarrestan las argucias de los malintencionados, y subrayan los aciertos de los que siempre miran al futuro con esperanza.
Se refería Melchor Fernández Almagro, en su libro sobre la Historia de la Segunda República 1931-1936, a las prosaicas palabras pronunciadas por los promotores de aquel régimen, allá por los años 30, tras los fallidos sucesos de Jaca y su continuación en Cuatro Vientos, y afirmaba el escritor que tales palabras parecían haberse vuelto contra ellos mismos apenas dos años más tarde: Surge de las entrañas sociales un profundo clamor popular que demanda justicia, y un impulso que nos mueve a procurarla…” Es probable que algo parecido les esté pasando a los que han pretendido llevar a la aprobación del Congreso de los Diputados un nuevo proyecto de ley de Memoria Histórica que supone una vuelta de tuerca más a la cordura, a la paciencia y al sentido común.
Oviedo, destruida durante el asedio del Frente Popular, no tuvo un Picasso que retratara la dureza de los ataques
Oviedo, destruida durante el asedio del Frente Popular, no tuvo un Picasso que retratara la dureza de los ataques

LOS FILO-ESTALINISTAS PREPARAN SU VENGANZA

En alguna ocasión, he escrito que uno de los pocos favores que debemos a José Luis Rodríguez Zapatero (que Dios mantenga alejado de nosotros por los siglos de los siglos), es el haber despertado nuestras conciencias y habernos obligado a aplicarnos en la tarea de recordar nuestra gran Historia; de obligarnos a aprender, o a conmemorar, aquellos pasajes distraídos por el paso de los años. Incluso, de habernos despertado el deseo de contrarrestar lo que consideramos un despropósito tras otro, cuando los filo-estalinistas abanderan extraños argumentos de escaso rigor. La famosa Ley de "memoria histórica", que no ha provocado más que la división y el enfrentamiento entre españoles, porque es una Ley revisionista, caprichosa, anti democrática y sectaria, se les ha quedado corta y es por eso que, desde hace meses, están preparando una segunda entrega en el Congreso de los Diputados.
El expresidente del gobierno, Felipe González Márquez, se asomó a las páginas del periódico El Mundo, el pasado domingo día 4, para darnos algunas opiniones sobre la situación actual de España y del mundo. De la entrevista, destaco el lamento: "Me gustaría identificar un proyecto de España, que alguien me explicara en media hora qué quiere para este país en los próximos cinco o seis años".
Invitado por la asociación cultural Viento del Norte, que periódicamente celebra conferencias, encuentros y otros actos en Luarca (Asturias), acudí el pasado 26 de enero a la Casa de la Cultura de aquella localidad cantábrica, capital del concejo de Valdés, para hablar del que fue magistrado del Tribunal Supremo, en tiempos de la Segunda República, don Eduardo Iglesias Portal. Hasta hace unos meses, apenas nadie sabía quién era Iglesias Portal. Ahora, gracias a los artículos de Enrique de Aguinaga, de José María García de Tuñón y míos, el lector tiene referencias en Google para satisfacer, al menos, un primer requerimiento.
Rodrigo Rato le ha cantado las cuarenta a los del gobierno de Mariano Rajoy, sus otrora compañeros de partido, no sé si de ideología; Nada menos que cinco de los actuales ministros, y la vicepresidenta Soraya, han salido tocados de la intervención del ex vicepresidente, la semana pasada en el Congreso y, lo que es más llamativo, que los observadores y analistas, los especialistas, en suma, no le han quitado la razón a Rato. Una cosa es que esté implicado en algunos asuntos, como el de las tarjetas, que habrá que ver, y otra es que tenga razón en lo que dice. Al pan, pan y al vino, vino. Rato no se ha mordido la lengua para aplicar las reglas del juego, aunque algunos se pregunten por qué no lo dijo antes. Ya decía el Conde de Romanones que discutir gratis, o sea, sin un alto fin, es el mayor despilfarro que un hombre puede hacer de su talento y de su tiempo.
Intentaré no permitirme la licencia de jugar con el significado de su apellido, pero el diputado de la Esquerra Republicana por Barcelona, Gabriel Rufían Romero, debe pensar que pasará a la historia del parlamentarismo español como uno de los más originales parlamentarios de nuestro constitucionalismo reciente. No se lo crean. El siempre recordado Luis Carandell, que alcanzó fama también como comentarista de Cortes y animaba los telediarios de la Primera de TVE con anécdotas acerca de Sus Señorías, nos mostró algunos de los momentos jocosos habidos en el Palacio de las Cortes, de la carrera de San Jerónimo.
Uno de los últimos gestos imputables al gobierno del señor Rajoy Brey ha circulado por las redes con la penosa calificación de vergonzante. Me refiero al menú con que han obsequiado a los policías y guardias civiles desplazados a Cataluña, que ¿sobreviven?, en el barco Rhapsodia, el 24 de diciembre, Nochebuena. El menú ofrecido a los policías ha consistido en unos espaguetis, cuatro croquetas grasientas y un trozo de pescado congelado rebozado, según las informaciones que se han publicado, y la fotografía que ha circulado por las redes sociales.
El señor Iceta se ha quitado la máscara para proponer la creación de una Hacienda catalana encargada de gestionar el cobro de impuestos, de todos los impuestos, para que luego liquide que con Estado central aquellos importes correspondientes a los objetivos que aún no han sido transferidos. Una Hacienda federal, que es una palabra que llena e imposta a los socialistas desde hace décadas, un paso más en la desintegración de lo que queda de la España unitaria.
Dentro de la mística ortodoxa que impulsa los ánimos de algunos políticos actuales, herederos de la desdichada derrota de 1936-1939 (y yo me pregunto si, en una guerra civil ¿gana alguien o perdemos todos?, pero ellos no se preguntan eso, esa es una de las diferencias), el ayuntamiento de Tineo, que gobiernan ¿los socialistas?, ha decidido quitar el nombre del general Fernández-Capalleja de la calle que tenía dedicada.

José María García de Tuñón

Fue Pepe de las Heras autor del libro José Antonio el hombre que todos convirtieron en mito, quien me dijo que visitara su Facebook. Un día lo visité y me encontré con la sorpresa de la pequeña biografía que Juan Manuel Cepeda le hace a Rafael Arias de Velasco, que después vi también publicada en el Facebook de la Hermandad de los Defensores de Oviedo. Como para nada estaba de acuerdo con lo que en ella se decía, y que reproduzco a continuación, escribí lo que yo pensaba sobre el particular y que también reproduzco más adelante.


MEMORIA AZUL.

Por Juan Manuel Cepeda.
(FALANGE ASTURIANA. PRIMERA LÍNEA).

RAFAEL ARIAS DE VELASCO Y SARANDESES.
El embrollo en el que vive España, como consecuencia del régimen político del 78, ha alcanzado su particular desastre en la declaración del Parlamento de Cataluña, como resultado de ese apócrifo referéndum celebrado el pasado 1º de octubre del año en curso. A nadie le pilla de sorpresa la situación, aunque para la mayoría, escenas como las vividas semanas atrás por parte de los responsables políticos del régimen autonómico catalán, no serían posible en esta nueva etapa porque ya el Estado habría descentralizado la Administración; una maniobra capaz de devolver a las regiones su capacidad de autogestión, y dejar precisamente al Estado en quiebra política y económica. Esto no se lo creían ni los que hicieron posible el régimen de las Autonomías, es decir, los que definieron la esencia del Estado actual, su esqueleto.
Un individuo de la tribu wyandotte, con apellido irlandés, que es concejal del distrito XIII de la ciudad de Los Ángeles (fundada el 4 de septiembre de 1781 por el gobernador español Felipe de Neve, con el nombre de El Pueblo de Nuestra Señora la Reina de los Ángeles del Río de Porciúncula), encabeza una nueva campaña contra la Historia de España, y contra la Historia de su país, Estados Unidos, al convertir el Columbus Day, o día de Colón, que se viene celebrando desde 1937 el segundo domingo de octubre de cada año, por el Indígenous People’s Day, o día de los pueblos indígenas. El motivo de este cambio, que va tomando cuerpo en distintas localidades norteamericanas, es culpar a Colón, que nunca pisó el territorio norteamericano, de las masacres cometidas por los españoles contra los nativos de América, tanto en Estados Unidos como en el resto del continente. El personaje, llamado Mitch O’Farrell, es el concejal que se ocupa de resolver los problemas de los nativos en su ciudad y mantiene una página web con puntual información del trato dado por los españoles a los indios o nativos americanos.
La disolución de las Cortes, por parte del Presidente de la II República, Niceto Alcalá-Zamora, y la convocatoria de nuevas elecciones, celebradas en primera vuelta el 19 de noviembre de 1933, supuso la derrota de la coalición republicano-socialista y el triunfo de la derecha no republicana cuyo partido más votado fue la CEDA de Gil Robles. A aquellos comicios electorales acudió Falange Española, presentándose el aspirante, José Antonio Primo de Rivera, por el distrito de Cádiz. José Antonio obtuvo su acta de diputado a Cortes con un total de 49.028 votos; su credencial fue la número 173, y su acta fue dada de alta en la nueva cámara resultante el 30 de noviembre de 1933. Prometió su cargo de diputado el 28 de diciembre de aquel mismo año. En la ficha del Congreso de los Diputados figuran, además, su fracción política como independiente y su profesión de abogado.
El gesto de Puigdemont, de huir a Bruselas para tratar de convencer a los mandamases europeos de su verdad recuerda, históricamente, a la también huida de Antonio Pérez, secretario de Felipe II, tras cometer otro crimen, casi de Estado, como fue el asesinado de Escobedo, el secretario de don Juan de Austria. Ya sé ya sé que las comparaciones son odiosas. Antonio Pérez, como ahora Puigdemont, con sus pantomimas y huidas, con sus actos, sus llamadas de atención de las cortes extranjeras, fue uno de los iniciadores de la leyenda negra, que ahora Puigdemont trata de mantener viva.
Nueve coroneles del Rwegimiento Príncipe se dieron cita en el acto
Nueve coroneles del Rwegimiento Príncipe se dieron cita en el acto

REGIMIENTO PRINCIPE, ASTURIANO UNIVERSAL.

El pasado viernes, 27 de octubre, tuvo lugar la entrega del Título de Asturiano Universal al Regimiento de Infantería Príncipe número 3, con sede en Siero (Asturias). No pude asistir por otro compromiso adquirido con mi amigo Pelayo del Riego, que era la presentación de su libro Cuentos de Navidad. No obstante, inserto a continuación unas fotos de aquel acto y el discurso de su presentador, el general Ramos Oliver.
¿Es lícito a los católicos el pertenecer a la asociación titulada La Cruz Roja? Con esta pregunta, comenzaba el primero de una serie de artículos que el periódico El Consultor de los Párrocos, publicó en el último trimestre del año 1873, acerca de la Cruz Roja cuya delegación española se había creado apenas diez años antes. Estos artículos, que el citado periódico dedicó a la Asamblea española de la que entonces se llamó La Internacional, no cayeron en saco roto, como tampoco las preguntas que los encabezaban, ni las acusaciones de que fue objeto la Asamblea española de la Cruz Roja. Los ensayos sacudieron a la prensa y a la Opinión Pública, y fueron un incómodo reproche a una institución cuya llegada fue, aparentemente, bien acogida por la sociedad. Para tratar de contrarrestar estos ataques, la Asamblea española decidió designar a uno de sus socios fundadores, erudito y católico, Antonio Balbín de Unquera, para ocuparse de la defensa, lo que hizo a través de un trabajo titulado, precisamente, En defensa de la Cruz Roja, que representa ya un clásico y que es un compendio de erudición por parte de su autor.
Si algún iluso pensaba que, tras el anuncio el sábado pasado de la puesta en marcha por entregas del artículo 155 de la Constitución, lo de Cataluña estaba en vías de resolverse, se ha equivocado. Se debería entender que una vez anunciada la medida por el Presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, no cabe ya la vuelta atrás, pero resulta que no es así. Sigue existiendo un mensaje de advertencia hacia Puigdemont, una especie de invitación a la retractación, una exhortación para avenirse a razones que parece presidir este conflicto desde su inicio hasta el punto al que hemos llegado
Apenas hace un mes Puerto Rico, y sus tres millones y pico de habitantes, sufrieron dos terribles pesadillas en forma de huracanes, el Irma, primero, y el María a continuación. Casi repuestos del primero, les sacudió la tremenda ofensiva del segundo, más grande, más potente, más devastador. Yennifer Álvarez, de la Oficina de prensa de la Gobernación de Puerto Rico, valoró las pérdidas ocasionadas por Irma en unos mil millones de dólares, pero las de María fueron aún peores: 16 vidas humanas y en torno a los setenta mil millones de dólares.
El coronel de Caballería, Eladio Baldovín Ruiz, recoge en su libro Cuba, el desastre español del Siglo XIX, una carta del Conde Aranda, ministro de Carlos III, dirigida al Rey en septiembre de 1783, después de la firma del tratado en el que Inglaterra reconocía la independencia de los Estados Unidos y acordaba la paz con España y Francia, en la que subrayaba las dificultades de conservar nuestro dominio en América: Jamás han podido conservarse por mucho tiempo posesiones tan vastas colocadas a tan gran distancia de la Metrópoli.
El Gobierno que preside el señor Rajoy venía señalando el domingo, día 1º de octubre, como fecha talismán para abortar las pretensiones de los independentistas catalanes. Escribo al filo de la media mañana de este domingo, día primero de octubre, mientras los medios audiovisuales y la prensa digital dan cumplida cuenta de la actuación policial en muchos improvisados colegios, y al tiempo que la prensa tradicional recoge en sus ediciones de hoy los documentos gráficos y las crónicas de las manifestaciones de ayer, cuando la Bandera presidió las plazas mayores de muchas ciudades y pueblos de España; cuando, por una vez, la España dormida parece haberse despertado del amargo letargo a que fue sometida por la partitocracia
Si existiera España, una multitud estaría cercando a estas horas el Palacio de la Moncloa para exigir a Mariano Rajoy que, antes de que inicie su viaje al extranjero, acabe de una vez con el asunto de Cataluña. Que acabe de una vez antes de que uno de sus ministros, Luis de Guindos, proceda a negociar la deuda, aquel asunto que planteó Arturo Mas, en 2012, pero que el Gobierno de Rajoy de entonces rechazó de plano porque, según ha explicado De Guindos al diario británico Financial Times, la situación de España no estaba para estas cosas; pero ahora que hemos orientado la Economía, sí, ya se puede hablar. ¡Acabáramos!
Consumada ayer la traición a la unidad de España en el Parlamento de Cataluña, ante la estupefacción y la impotencia de un gran parte de la sociedad española y catalana, el Gobierno nos anuncia hoy la bajada del IVA del cine del 21 al 10 %, seguramente, Mariano Rajoy no quiere, en estos momentos, ver a los Bardem agitando en la calle a los intelectuales. Los españoles esperaban que hoy, 7 de septiembre de 2017, el día amaneciera con la noticia de que el Gobierno había decidido aplicar el artículo 155 de la Constitución, y acabar con esta pesadilla. Desarticular la trama insidiosa y pueril que un grupo de descerebrados ha tejido hasta convertir a una buena parte de la sociedad catalana en sustento de sus acciones, después de llevar a término una labor de adoctrinamiento gracias a las transferencias en materia de Educación, con total impunidad y sin considerar las numerosas denuncias de las familias que veían a sus hijos como cobayas en la escolaridad catalanista.
La España oficial, que no la real, ha organizado los actos conmemorativos de los cuarenta años de lo que ella misma, y sus heraldos, llaman democracia. La celebración ha levantado polémica porque el Rey Emérito no fue invitado a los actos. La prensa oficial, no la que es políticamente incorrecta, ha salido al paso del tinglado sobre la polémica ausencia de Juan Carlos I, mientras la patata caliente sobre la no invitación al monarca emérito se la han estado pasando entre Zarzuela, el Congreso que preside Ana Pastor, y Moncloa, que al parecer, marca también algunos actos de la agenda de los reyes (una de las versiones que circulan es que lo que han intentado es evitar un abucheo por parte de los podemitas).
Parece que nos pilla de nuevas, pero hay noticias que no vienen sino a confirmar las debilidades del sistema político actual. “la Tigresa”, Idoia López Riaño, la etarra que cometió la escalofriante cifra de 23 asesinatos, salió de prisión, dicen las crónicas, sin haber cumplido siquiera un año por cada uno de los 23 homicidios que se le imputan, aunque en su día fuera condenada a la pena de 2300 años de cárcel. Y los medios reflejan estos datos con cierta sorpresa, como si hubieran encontrado un agujero negro en nuestro sistema judicial.
¡Luz y taquígrafos! para la Presidenta de la Cámara Baja, doña Ana Pastor. ¡Con luz y taquígrafos!, como dicen que dijo don Antonio Maura, cuando afirmó que él, para gobernar, sólo necesitaba luz y taquígrafos. Ocurrió durante el tenso debate de la Ley de la reforma de la estiba, durante la intervención del diputado del Partido Popular por Castellón, Miguel Barrachina Ros, interrumpida en varias ocasiones por miembros de diversos partidos, especialmente, Podemos y sus afines. Pero el problema no fue el debate, acalorado, turbio, irritado, bien lejos de ser, a pesar de todo ello, una de esas páginas que gustan destacar a los cronistas. José Álvarez San Miguel, con la habilidad de un águila pescadora, me advierte del insólito momento, apenas recogido por la prensa especializada (ni por la ocasional). Interrumpiendo al ponente la propia Presidenta de Las Cortes, doña Ana Pastor, dijo: Señorías, al terminar la sesión voy a repasar el Diario de Sesiones. Voy a ver todas las voces que se han escuchado en esta sesión gracias a las taquígrafas. A continuación, les llamaré a Sus Señorías para retirar del Diario de Sesiones, porque ha habido en alguna ocasión que hasta cuatro o cinco de las palabras que he oído aquí, en la tribuna, me parece que van en contra del decoro de la Cámara y del decoro de sus señorías…
Convivencia Cívica Catalana ha publicado su informe relativo al ejercicio 2016, sobre el coste del régimen parlamentario autonómico. La disección de este informe, el análisis de sus datos, nos lleva a conocer el destino de millones y millones de euros, producto principalmente de nuestros impuestos, y la ligereza con que los políticos manejan este dinero tratando de abastecer tanto a sus partidos como a las personas que, en su representación, ejercen la actividad parlamentaria en las diferentes cámaras representativas de las 17 autonomías más las dos asambleas de las Ciudades Autónomas de Ceuta y Melilla.
Todo el mundo conoce aquella máxima romana según la cual la mujer del césar no sólo tiene que ser honrada, sino también parecerlo. La viñeta de Ricardo, en El Mundo, edición del jueves 4 de mayo de 2017, refleja la imagen de se tiene del Presidente del Gobierno, don Mariano Rajoy Brey. Para los que no la han visto, una pequeña descripción: el señor Rajoy, echado sobre una tumbona, se fuma un habano con deleite mientras despacha con la vicepresidenta, la señora Soraya Sáenz de Santamaría. Una morcilla recuadra el diálogo, en el que el Presidente le dice a su interlocutora que ha tenido que dar mucho a los vascos para sacar los presupuestos… y ella, con aspecto de colegiala avispada, disciplinada, con carita de empollona, parece asentir positivamente…
Honorio FEITO

Honorio FEITO

Honorio Feito Rodríguez nació en Merás (Valdés, Asturias), en 1953. Estudió Bachillerato en Madrid y más tarde se licenció en Periodismo en la Facultad de Ciencias de la Información, de la Universidad Complutense. Su carrera profesional la comenzó de meritorio en el Diario Arriba, pasando más tarde al semanario Servicio y al diario El Alcázar, incorporándose a la sección de Reporteros.

Ha colaborado en El Pensamiento y el Faro Astorgano, España Express, el diario Ya, la revista Panorama, la Gaceta de los Negocios, Dinero, el semanario Cambio 16, El Heraldo de Tineo, El Eco de Luarca,La Voz de Asturias y La Nueva España, de Oviedo, entre otras publicaciones. Entre los medios digitales, sus artículos han visto la luz en publicaciones como Asturias Liberal; Círculo Ahumada, amigos de la Guardia Civil y Colectivo Nacional, amigos de la Guardia Civil , Dignidad Digital y Vistazoalaprensa.com. Es autor de los libros Evaristo San Miguel, la moderación de un exaltado, Fundación Alvargonzález, Gijón 1995; Fernández-Capalleja, un soldado de Regulares, editado por Parthenón, 2 ediciones y una tercera editado por Multimedia Militar en 2011, Diccionario de Historia de España, editado por Alderabán, Madrid 2008, y patrocinado por la diputación de Cuenca; Getafe, 21 de julio de 1823: 31 asturianos dieron su vida por la libertad, La Nueva Gran Piña, Getafe, 1991, y El Madrid militar: El ejército en Madrid y su territorio 1813-1931, editado por el Ministerio de Defensa, Madrid, 2006. Ha colaborado con la Real Academia de la Historia en el Diccionario Biográfico Español, y como tertuliano en programas de radio como Punto de vista, en la Inter, bajo la dirección de Eduardo García Serrano. Ha organizado y dirigido ciclos de conferencias sobre temas de Historia de España. Recientemente, ha sido condecorado con el nombramiento de Regular de Honor, por el Grupo de Fuerzas Regulares Indígenas Melilla 52.